Recordando a Erika


Recordando a Erika

Había miles de aficionados esa tarde-noche en Piazza San Carlo justo hace un año cuando se reunieron para ver en una pantalla gigante la final de la Champions League en Cardiff entre Juventus y Real Madrid.

Pero, de repente, una noche de fútbol se transformó en miedo y lágrimas. Y una de las aficionados presentes nunca volvió a casa: Erika Pioletti, de 38 años, se marchó unos días después, el 15 de junio, tras una larga lucha por la supervivencia.

Para recordarla, hoy se ha celebrado una ceremonia y se ha depositado una corona de flores en la Piazza San Carlo en un acto donde estaban presentes la alcaldesa de Turín Chiara Appendino, el consejero de administración y presidente del Juventus Museum Paolo Garimberti, el comisario de la FIGC Roberto Fabbricini, el director general del Torino Antonio Comi y una representación de la Junta y del Consejo Comunal.